Jueves, 15 de noviembre de 2018
Digital económico de Aragón y sus protagonistas
Jueves, 15 de noviembre de 2018
Actualizada el: 12:21
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
►w_adblock_title◄

►w_adblock_intro◄

►w_adblock_explain◄

►w_adblock_closed_btn◄

Redacción
Miércoles, 12 de septiembre de 2018
Guardar en Mis Noticias. Enviar por email
Director de RSC de Chávarri Abogados

El valor de la coherencia

Avanzar en desarrollar un proyecto que pueda dar luz al origen migratorio obligado por las circunstancias políticas, sociales y económicas de muchos países implica buscar con empeño y ahínco un espacio de reflexión, que tiene como común denominador la voluntad de trabajar en equipo.

He señalado en artículos pasados la importancia que tiene la convivencia y la confianza, hoy reflexionaré sobre la coherencia. La mesa de trabajo debe ahondar en el valor de la coherencia porque apostando por la misma muchos políticos, empresas, instituciones sociales y ciudadanos seríamos una fuerza de cambio en las relaciones con aquellos países que conducen a sus ciudadanos a iniciar un camino plagado de incertidumbre; pero que, en buena parte, es un camino que se abre a la esperanza; o al menos eso es lo que creen, de ahí que sean capaces de sufrir toda clase de vejaciones, muchas de ellas con relatos de muerte.

 

La coherencia ha de construirse con una base sólida, yo vengo proponiendo que sea la base del bien común. Esto hará posible que se tenga una meta clara a la hora de establecer relaciones de cooperación con países terceros que potencian la huida de muchos de sus ciudadanos.

 

La doctrina social es muy concisa en sus principios, por esta razón es preciso que la mesa de trabajo haga suyo el siguiente texto: Una sociedad que, en todos sus niveles, quiere positivamente estar al servicio del ser humano es aquella que se propone como meta prioritaria el bien común, en cuanto bien de todos los hombres y de todo el hombre. La persona no puede encontrar realización sólo en sí misma, es decir, prescindir de su ser con y para los demás. Esta verdad le impone no una simple convivencia en los diversos niveles de la vida social y relacional, sino también la búsqueda incesante, de manera práctica y no sólo ideal, del bien, es decir, del sentido y de la verdad que se encuentran en las formas de vida social existentes.

 

La coherencia conlleva responsabilidad por cuanto hace posible que, de manera constante, examinemos nuestro proceder. En el ámbito de la cooperación internacional esto debería ser la práctica habitual, de esta forma se podrían superar muchas limitaciones.

Enlaces automáticos por temática
Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
EmpresasON el digital económico de Aragón
empresasON • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitioVersión anterior
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress